Internet.org, porque todos tenemos derecho a estar conectados

Grandes, muy grandes las iniciativas tanto de Google (Project Loon) como de Facebook (Internet.org) para llevar internet a todos los rincones del mundo.

El primero de ellos consiste en el desarrollo de una solución para ofrecer cobertura LTE a través de globos, cubriendo cada uno un radio de 20 Km, incluso ya han realizado una experiencia piloto de este servicio en Caterbury, Nueva Zelanda. Pero es sobre la iniciativa de Mark Zuckerberg sobre la que profundizo en este artículo por considerar que va un poco más allá, creando un ecosistema para impulsar tanto la oferta como la demanda.

Además de Facebook otras empresas como Ericsson, Mediatek, Opera Software, Samsung, Nokia o Qualcomm participan en esta organización compartiendo recursos y mejores prácticas para hacer posible este reto, buscando soluciones en tres ámbitos fundamentales: asequibilidad, eficiencia y modelos de negocio.

Llevar la conectividad a un nivel más avanzado.

A través de su “Connectivity Lab” Facebook está desarrollando estrategias para buscar las soluciones tecnológicas más eficientes para llevar internet a todas partes, y de forma sostenible. Por razones obvias de costes se apoya en tecnologías inalámbricas distinguiendo tres: terrestre, aérea y espacial. Dado que los esfuerzos se están centrando en lugares menos favorecidos, ponen especial atención a las dos últimas, dividiendo sus zonas objetivos en zonas de baja densidad y media densidad de población.

Para las zonas de baja densidad poblacional, apuestan por las comunicaciones a través de satélites, ya que tienen una considerable capacidad y su evolución esperada es muy esperanzadora (por si te interesa profundizar, tratamos este asunto en un artículo anterior).

Para zonas de densidad media, están desarrollando una solución basada en drones (HALE “High-Altitude Long-Endurance”). Estos aviones no tripulados orbitarían a unos 20 Km de altura sobre zonas concretas para ofrecer cobertura de forma similar a los satélites pero a una escala mucho más concreta. Se ponen como requisito alimentación energética por paneles solares para conseguir autonomías de meses e incluso años, intentando superar soluciones basadas en globos (por ejemplo, el Project Loon de Google anteriormente comentado). Se trataría de una alternativa mucho más económica y eficiente para estos casos que el uso de satélite.

fotoavionBA

Dron de Facebook para ofrecer internet

Pero no se conforman con esto. Al mismo tiempo, están desarrollando soluciones para conseguir mayores tasas de conexión que las que ofrecen las comunicaciones a través de radiofrecuencias convencionales. En concreto están investigando el uso de láseres infrarrojos para establecer comunicaciones “intra-plataforma” (satélites – satélites o drones – drones), “inter-plantaforma” (“satélites – drones”), o incluso para establecer comunicaciones directas entre las distintas plataformas y los usuarios finales. A esta tecnología se refieren como “Free Space Optics” (FSO) y su principal característica tiene un arma de doble filo: por un lado, sus “haces” son mucho más estrechos, por lo que podría ir focalizado a regiones más concretas, consiguiendo de esta forma grandes tasas de conexión, pero por otro, hace que sea más complicado “dar en la diana” y más aún si son plataformas móviles. Del mismo modo, FSO necesitaría visión directa por lo que le afectarían las nubes y las condiciones atmosféricas. En conclusión, sobre el papel es una buena solución para incrementar las tasas de conexión pero en la práctica necesitaría tener el respaldo de las tradicionales comunicaciones de radio.

Acceso a servicios básicos gratuitos.

Gracias a los acuerdos establecidos con diversos operadores, a través de la aplicación Internet.org se ofrecen servicios básicos gratuitos en lugares donde el acceso a internet es menos asequible. Permite a la gente navegar gratuitamente por determinados sitios web sobre salud, educación, empleo e información local. Actualmente, la aplicación está disponible para los clientes de Airtel en Ghana, Kenia y Zambia, los clientes de Tigo en Tanzania y Colombia y los clientes de Reliance en la India, y siguen trabajando para extenderse a otras partes del mundo.

Aplicaciones para todo el mundo.

Fruto de la colaboración entre Facebook y Ericsson, nació “Innovation Lab” con la misión de desarrollar una especie de “ecosistema simulador” para que los desarrolladores puedan testear sus aplicaciones y comprobar como funcionarían en las zonas destinadas y con las redes existentes en estos lugares.




Ingeniero de Telecomunicación & PMP